Pronóstico de Tutiempo.net
La Plata, provincia de Buenos Aires, Argentina,

Con el pago del Boden 2015, la Argentina cerró 'el último capítulo del gran endeudamiento'

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner afirmó que “nadie detendrá a este proyecto de país que avanza para que los 40 millones de argentinos estén incluidos” y defendió la política de desendeudamiento implementada en los últimos 12 años.

Al encabezar el acto por el 87 aniversario de Vialidad Nacional y el "Día del Camino", desde Tecnópolis, la mandataria subrayó que "el desendeudamiento no es un objetivo, sino que permite inaugurar una etapa de crecimiento y desarrollo" y destacó la necesidad de "fortalecer cada vez más el mercado interno con consumo, trabajo, infraestructura, ciencia, tecnología y desarrollo", durante un acto transmitido por cadena nacional.

Al referirse al pago "íntegro" de los Boden 2015, Cristina destacó que "esta es la primera vez que un gobierno emite una serie de bonos, y es ese mismo gobierno el que lo paga y no se lo deja a otro" y explicó que desde 2003 el país abonó "145.000 millones de dólares, sin acceder a financiamiento externo, con trabajo y esfuerzo de todos los argentinos" contra los "80.000 millones, mucho menos, casi la mitad de lo que hemos pagado" que deberán afrontar "los tres próximos gobiernos".

Volviendo al pago del Boden 2015, la jefa de Estado precisó que se trata "del monto más grande que hemos pagado" en la última década en términos de deuda externa, aunque aclaró que "en realidad de un solo saque fue más grande lo que pagó Néstor" Kirchner, en referencia a la cancelación de la deuda con el Fondo Monetario Internacional saldada en 2005.

Aquello "fue mucho más que pagar una deuda, fue tomar la decisión de que la Argentina iba a comandar la economía nacional sin recetas. No fue solo el pago de un préstamo, fue una decisión de autonomía política, económica y social", enfatizó.

Cristina estuvo flanqueada durante su discurso por el gobernador bonaerense y candidato a presidente por el Frente para la Victoria, Daniel Scioli; su compañero de fórmula, Carlos Zannini; y los ministros de Economía Axel Kicillof; de Planificación, Julio De Vido; y de Agricultura, Ganadería y Pesca, Carlos Casamiquela.

En otro pasaje de su discurso, la Presidenta celebró que Argentina se haya convertido en el sexto país del mundo que produce "alimentos biotecnológicos", junto a Brasil, Cuba, Indonesia, China y Estados Unidos, en el marco de un proyecto realizado con científicos del Conicet.

Cristina explicó que se trata de una producción de soja resistente a la sequía y de papa protegida de un virus endémico, y destacó que ese logro no constituye sólo un "evento tecnológico, sino económico y social" que permitirá "producir más y mejores alimentos para la humanidad".

Por otra parte, la mandataria remarcó las inversiones del gobierno nacional en materia de vialidad y ferroviaria, en especial el Belgrano Cargas, "interviniendo en 18 provincias con una inversión de 2.418 millones de dólares" y reclamó que "estos son los créditos que tenemos que lograr, créditos productivos" porque "los otros trenes, el Roca, Sarmiento... tiki-tiki, uno arriba del otro" graficó, en alusión a la renovación total de las diferentes líneas de trenes.

Cristina cuestionó a los que quieren "asustar para ajustar", en caso de acceder al gobierno a partir de diciembre de este año, y exhortó a los dirigentes a pensar en "hacer crecer y a desarrollar aún más al país".

"Algunos tienen en la cabeza el ajuste, y como quieren ajustar, quieren asustar; ajustar y asustar van de la mano; dicen que todo está tan mal por si llegan y así pueden tener justificación para el ajuste; si hemos trabajado duro no ha sido para estar ajustando, sino para crecer y hacer desarrollar más a nuestro país", declaró Cristina, y aseguró: "nadie detendrá a este proyecto de país que avanza para que los 40 millones de argentinos estén incluidos".

En el inicio del acto, la presidenta estableció videoconferencias con el Puente Víctor Hugo de la avenida General Paz en la Ciudad de Buenos Aires por la ampliación de la autopista; con Chilecito, La Rioja, por la pavimentación en la ruta nacional 40, donde dialogó con el gobernador Luis Beder Herrera; y con Puerto Deseado, Santa Cruz, por la conexión ferroviaria entre esa localidad y Las Heras.

En este último caso, se comunicó con los ministros del Interior y Transporte, Florencio Randazzo; y de Desarrollo Social, Alicia Kirchner; y en la comunicación se destacó que el servicio, "interrumpido en 1978", se restablecerá en 90 días una vez finalizada la obra que conecta Deseado con el norte provincial.