Pronóstico de Tutiempo.net
La Plata, provincia de Buenos Aires, Argentina,

.

.

Cuadernos y documentos que complican a Macri

Entre las empresas que nombró el arrepentido Carlos Wagner, está Iecsa, que pertenecía a Franco Macri

En 2004, el expresidente Néstor Kirchner decidió que “la obra pública iba a ser uno de los métodos de recaudación de dinero para los gastos políticos” a través de distintos contratistas del Estado.
“Entre varias de las empresas puedo nombrar Perales Aguiar, Vial Agro, Biancalani, Losi, Fontana Nicastro, Marcalba, Iecsa, Chediack, Equimac, Coarco, Cartellone, Vialco”, confesó, al declarar como “arrepentido” en la causa de los cuadernos, Carlos Wagner, quien en tiempos del kirchnerismo presidió la Cámara de la Construcción.
En 2004, Iecsa pertenecía a Franco Macri, que en 2007, con Mauricio como jefe de Gobierno porteño, la transfirió a su sobrino Angelo Calcaterra, que en 2017 la vendió a Marcelo Mindlin, dueño de Pampa Energía, empresario predilecto del Presidente. Aquel club de la obra pública, en el que el kirchnerismo se apoyó para vaciar el país, continúa firme hoy.
Y no solo eso, aún antes de 2004, empresas como Iecsa y el imperio presidencial Socma aparecen ganando contratos, firmados por Pablo Clusellas, en representación de los Macri. Clusellas es hoy secretario de Legal y Técnica del Gobierno. Pero la Justicia no pone el ojo allí. Le sobran los motivos: Clusellas integra hoy la mesa judicial del Ejecutivo.